En las Escuelas de Derecho se imparte una materia denominada Derecho Laboral[1], área de las ciencias jurídicas que se le caracteriza como un derecho “noble”, ya que busca el equilibrio entre capital y trabajo, y tutelar los derechos de la clase trabajadora. Se le ubica en el área de Derecho Social[2], pues no hay igualdad de condiciones entre las partes.

Con respecto a la primera búsqueda, Karl Marx afirmaba que la riqueza sólo es fruto del trabajo; el capital carece de valor y los obreros no deben estar retribuidos con salarios, sino percibir los beneficios de su esfuerzo.

Haciendo un análisis somero podemos comprender el desequilibrio existente, pues los favorecidos, la clase burguesa (aquellos que ostentan los medios de producción), jamás distribuirán de una forma justa las ganancias obtenidas, es decir, conforme a lo que cada uno aporta al proceso de producción.

Tipo de Trabajo[3] que regula el Derecho Laboral.

  1. Trabajo Subordinado: la subordinación es la limitación de la autonomía de la voluntad del individuo.

El empleador (sea burgués o pequeño burgués[4]) es quien establece todas las condiciones de trabajo, entiéndase jornada de trabajo, salario, prestaciones laborales[5], entre otras. El trabajador se somete con desgano o apatía en el contrato individual de trabajo. Pero dadas las condiciones materiales de nuestro país, las grandes masas trabajadoras sumisas en tales condiciones materiales, interiorizan en lo más profundo de su ser el adagio “Ser explotado es un privilegio”, debido no solamente a la Tasa de Desempleo existente[6] (la cual es relativamente baja en comparación con muchos otros países) sino principalmente a la elevada Tasa de Subempleo existente[7]. Una persona se siente satisfecha e inclusive hasta feliz encontrando un trabajo, no importándole las condiciones vejatorias del mismo para con su dignidad humana.

  1. Trabajo Dependiente (y No Libre): se hace para un patrono, quien “recibe pérdidas” y ganancias.

Hay mucha tela que cortar en esta cuestión, pues incluso en un escenario en que el patrono vea reflejadas pérdidas en la contabilidad de su empresa, no cambia en lo absoluto que el trabajador haya sido explotado por este; la única diferencia radica en que por la capacidad competitiva del patrono la explotación que realiza a sus trabajadores no se verá reflejada fielmente en su proceso de acumulación de capital e inclusive, puede suscitarse el escenario en que ni siquiera llegue a haber acumulación de capital por para del mismo.  Sin embargo, la realidad va mucho más allá, dado que generalmente una débil resistencia a la competencia por parte de una empresa se ve reflejada en reducciones significativas a las prestaciones laborales de los trabajadores, por ejemplo, no asumiendo las cuotas de ISSS o AFP, incrementando la jornada laboral manteniendo el mismo salario, disminuyendo el salario y manteniendo la misma jornada laboral o inclusive incrementando la jornada laboral a la vez que disminuyen el salario con el que retribuyen a la fuerza de trabajo que explotan. Todo con el fin de incrementar o mantener su estatus quo o al menos no verse obligado a ser expulsado del mercado.

La Organización Internacional del Trabajo[8] hace una diferencia entre trabajo y empleo:

Trabajo: El conjunto de actividades humanas, remuneradas o no, que producen bienes o servicios en una economía, o que satisfacen las necesidades de una comunidad o proveen los medios de sustento necesarios para los individuos.

Empleo: Es definido como “trabajo efectuado a cambio de pago (salario, sueldo, comisiones, propinas, pagos a destajo o pagos en especie)” sin importar la relación de dependencia (si es empleo dependiente-asalariado, o independiente-autoempleo).

  1. Debe ser productivo económicamente para uno: asalariado, remunerado (medio de subsistencia).

La Canasta Básica Alimentaria es de $203.59 (Canasta Básica Alimentaria, de DIGESTYC Sitio web: http://www.digestyc.gob.sv/index.php/servicios/en-linea/canasta-basica-alimentaria.html) (para una familia de 3 miembros) y el Salario Mínimo en el Sector Comercio y Servicios es de $ 251.70 (Consejo de salario mínimo. (Julio 1, 2013). Tarifas de salarios mínimos vigentes a partir de 1º de enero 2015, de Ministerio de Trabajo y Previsión Social, 2015, Sitio web: http://www.mtps.gob.sv/images/stories/Boletines/tabla-de-salarios-minimos-vigentes-a-partir-del-010115.pdf) (salario sin ningún descuento). Es evidente la desproporcionalidad del salario para lograr una alimentación digna. Es menester mencionar que aquí no se incluye otro gasto, simplemente la alimentación.

AÑO ARTICULO GRAMOS POR PERSONA
JUNIO
2015 Pan Francés 49 0.12
2015 Tortillas 223 0.20
2015 Arroz 55 0.07
2015 Carnes 60 0.46
2015 Grasas 33 0.08
2015 Huevos 28 0.08
2015 Leche Fluida* 106 0.10
2015 Frutas 157 0.12
2015 Frijoles 79 0.18
2015 Verduras 127 0.16
2015 Azúcar 69 0.07
2015 Costo diario por persona 0 1.65
2015 más 10% (cocción) 0 1.82
2015 Costo diario por familia de 3.73 miembros 0 6.79
2015 Costo mensual por familia** 0 203.59

Ahora bien, ¿qué debemos entender por alimentación? Las Naciones Unidad por medio de la Oficina del Alto Comisionado para los Derechos Humanos expresa que: El derecho a la alimentación es un derecho incluyente. No es simplemente un derecho a una ración mínima de calorías, proteínas y otros elementos nutritivos concretos. Es un derecho a todos los elementos nutritivos que una persona necesita para vivir una vida sana y activa, y a los medios para tener acceso a ellos. El derecho a la alimentación adecuada se ejerce cuando todo hombre, mujer o niño, ya sea solo o en común con otros, tiene acceso físico y económico, en todo momento, a la alimentación adecuada o a medios para obtenerla.” Oficina del Alto Comisionado Para los Derechos Humanos. (2010). El Derecho a la Alimentación Adecuada. Agosto 7, 2015, de United Nations Sitio web: http://www.ohchr.org/Documents/Publications/FactSheet34sp.pdf. p. 3.

Ya decían Marx y Engels que “El motor de la historia es la lucha de clases.” (Marx, K. & Engels, F. (1848). Manifiesto del Partido Comunista. 2015, de marxist.org Sitio web: https://www.marxists.org/espanol/m-e/1840s/48-manif.htm), pues por mucho que unos lo nieguen y otros lo callen, la historia de nuestro país se puede resumir sintéticamente en ello (Montes S. (1988). Clases y Movimientos sociales en El Salvador: caracterización, desarrollo e intervención, de Revista Realidad, UCA ,2015, Sitio web: http://www.uca.edu.sv/revistarealidad/archivo/4ea1e7aea116aclasesymovimientos.pdf).

La sociedad capitalista no es la excepción: la lucha de clases es protagonizada por la burguesíapropietaria de los medios de producción (capital, fábricas, máquinas, transportes, etc.) y por el proletariado que, al disponer únicamente de su fuerza de trabajo, se ve obligado a venderla a cambio de un salario que escasamente sirve para satisfacer la supervivencia.

Que el Derecho es la voluntad de la Clase Dominante elevada a la categoría de ley a través de la Clase Gobernante no es ninguna novedad, pues el Derecho busca simplemente legitimar a través de la Racionalidad Jurídica Burguesa determinadas Relaciones Sociales de Producción a las que responde y las cuales le corresponden, es decir, busca legitimar determinada Racionalidad Económica, la cual es eminentemente burguesa. Es por ello que se deben impulsar cambios profundos en la Base Económica para lograr cambios sustanciales en la Superestructura Jurídica que esta sostiene, sin menospreciar jamás los cambios que se pueden generar en la Base Económica a través de cambios en la Superestructura, aunque no serán tan radicales: La Revolución es un Hecho Histórico, no un Derecho Burgués.

Para transformar el estado de cosas actual que impera en la sociedad salvadoreña, es decir, para transformar el Capitalismo Periférico instaurado como Formación Económico-Social Dominante en El Salvador, debemos tener:

Conciencia de Clase: Identificarnos, hermanarnos con los trabajadores que desempeñen tanto trabajo manual como intelectual, sean del campo o la ciudad, con todo el proletariado salvadoreño, así como con otros sectores de la sociedad civil que comprendan a quién pertenece la razón histórica. Dadas las Contradicciones Antagónicas Entre Capital y Trabajo somos clases irreconciliables con la burguesía. Fundirnos con la Ideología del Proletariado como arma teórico-científica para desarrollar la conquista del poder y desarrollar el socialismo que por naturaleza está ligada a la clase obrera.

Con Conciencia de Clase y la Ideología del Proletariado, nuestro actuar no será aislado, convertiremos la dispersión en reagrupamiento, tendremos Unidad en la Acción. Debemos entender y comprender, la fase histórica en la cual nos encontramos, la cual no es más que en términos globales Imperialismo expresado como la era del Capital Monopólico-Financiero Internacional y en términos locales en un Capitalismo Periférico que nos subsume cada vez más en la pobreza y la miseria pero que a su vez genera las condiciones materiales y psicológicas para ser abolido. Debemos aprovechar esta coyuntura política y económica en que las contradicciones internas del Capitalismo se manifiestan de forma más pronunciada y contundente que en tiempos anteriores, lo cual nos permite luchar por agudizar tales contradicciones de carácter antagónico con el fin de conquistar las vindicaciones sociales que el proletariado merece.

Debemos dejar la lucha inmediatista, espontanea, porque en apariencia podremos conquistar “victorias” frente a la burguesía expresadas estas como contratos colectivos, aumentos salariales, mejores prestaciones laborales, entre otras. Sin embargo, la burguesía viola y burla dichas “victorias” de la clase trabajadora. Nuestro objetivo debe ser la toma del poder para desarrollar un Proyecto Capitalista de Estado.

Nuestros enemigos son la pobreza, la miseria, la exclusión, la marginación y otras tantas injusticias sociales que en el fondo no son más que la fenomenología del problema central, el cual es el Capitalismo. Es por ello que se vuelve necesaria la construcción de un Capitalismo de Estado que permita desarrollar las Ciencias, las Técnicas y las Fuerzas Productivas para que la edificación del Socialismo, que de momento es solamente una utopía concreta, tenga un sustento Teórico y Material, como dijo Albert Einstein “Puesto que el verdadero propósito del socialismo es precisamente superar y avanzar más allá de la fase depredadora del desarrollo humano, la ciencia económica en su estado actual puede arrojar poca luz sobre la sociedad socialista del futuro.” (Einstein, A. (1949). ¿Por qué socialismo?. Agosto 7, 2015, de marxist.org Sitio web: https://www.marxists.org/espanol/einstein/por_que.htm). Por ende nuestro objetivo no debe ser la lucha inmediatista sino la eliminación del sistema de mercado total instaurado a nivel mundial en favor de un Capitalismo de Estado que busque la construcción del verdadero Socialismo y que responda a las necesidades de todos los miembros de la sociedad civil que el actual estado de cosas mantiene en la desesperanza y que también responda a las necesidades ecológicas que nuestro planeta posee.

Pero esta lucha no debe ser centralizada, aislada, es decir, nacionalista; al contrario nuestra lucha históricamente y por naturaleza es Internacional, como bien decía Marx “Proletarios de todos los países Uníos.” (Marx, K. & Engels, F. (1848). Manifiesto del Partido Comunista. 2015, de marxist.org Sitio web: https://www.marxists.org/espanol/m-e/1840s/48-manif.htm).

Debemos dejar los viejos esquemas que nos dicen que el sindicalismo no se debe mezclar con la política. Una explicación necesaria: sí debemos estar alejados de las políticas partidarias, pues la clase trabajadora no se debe a ningún partido electorero sino a ella misma, dado que su objetivo es político-ideológico, ni más ni menos que la edificación de una sociedad que la vindique.

Unificar a los trabajadores de todas y cada una de las ramas de la actividad económica debe ser el sendero que debemos empezar a recorrer, para que nuestra causa no sea aprovechada por sindicatos al servicio de la burguesía, para combatir el divisionismo en el seno de la clase trabajadora. Pues como dice un viejo adagio de la sabiduría popular “Si no marchamos juntos nos ahorcarán por separado”. Sólo la Unidad Ideológica permitirá la Unidad en la Acción junto con una Búsqueda Conjunta de los Mismos Objetivos.

“Yo creo en esa profecía de Rimbaud, el vidente. Yo vengo de una oscura provincia, de un país separado de todos los otros por la tajante geografía. Fui el más abandonado de los poetas y mi poesía fue regional, dolorosa y lluviosa. Pero tuve siempre confianza en el hombre. No perdí jamás la esperanza. Por eso tal vez he llegado hasta aquí con mi poesía, y también con mi bandera. En conclusión, debo decir a los hombres de buena voluntad, a los trabadores, a los poetas que el entero porvenir fue expresado en esa frase de Rimbaud: sólo con una ardiente paciencia conquistaremos la espléndida ciudad que dará luz, justicia, dignidad a todos los hombres. Así la poesía no habrá cantado en vano.” (Neruda, P. (1989). Discurso de Estocolmo. Agosto 7, 2015, de Universidad de Chile Sitio web: http://www.neruda.uchile.cl/discursoestocolmo.htm)

[1] La rama del derecho que se encarga de regular las relaciones que se establecen a raíz del trabajo humano se conoce como derecho laboral. Se trata del conjunto de reglas jurídicas que garantizan el cumplimiento de las obligaciones de las partes que intervienen en una relación de trabajo. Recuperado de http://definicion.de/derecho-laboral/#ixzz3i9TBecNE

[2] La rama del Derecho Social nace en el derecho público a partir de los cambios en las formas de vida. Su objetivo es ordenar y corregir las desigualdades que existen entre las clases sociales, con la intención de proteger a las personas ante las distintas cuestiones que surgen en el día a día. Recuperado de http://definicion.de/derecho-social/#ixzz3i9DifyI4

[3] La palabra trabajo viene de trabajar y esta del latín Tripaliare. Triapaliare viene de tripalium (tres palos). Tripalium era un yugo hecho con tres (tri) palos (palium) en los cuales amarraban a los esclavos para azotarlos. Recuperado de http://etimologias.dechile.net/?trabajo

[4] Si el capitalista participa indirectamente en el proceso productivo será considerado un pequeño burgués, en cambio, si no participa de forma alguna será considerado un burgués. Esto obedece a que en una empresa capitalista a medida sus fuerzas productivas se encuentran más desarrolladas también lo estará la división social del trabajo correspondiente a esta, lo cual a su vez se ve reflejado en los montos de capital con que las mismas operan.

[5] Código de Trabajo, Artículo 23. El contrato escrito contendrá: 1) Nombre, apellido, sexo, edad, estado civil, profesión u oficio, domicilio, residencia y nacionalidad de cada contratante; 2) Número, lugar y fecha de expedición de las cédulas de identidad personal de los contratantes; y cuando no estuvieren obligados a tenerla, se hará mención de cualquier documento fehaciente o se comprobará la identidad mediante dos testigos que también firmarán el contrato; 3) El trabajo que bajo la dependencia del patrono, se desempeñará, procurando determinarlo con la mayor precisión posible; 4) El plazo del contrato o la expresión de ser por tiempo indefinido; en el primer caso deberá hacerse constar la circunstancia o acontecimiento que motivan el contrato a plazo; 5) La fecha en que se iniciará el trabajo. Cuando la prestación de los servicios haya precedido al otorgamiento por escrito del contrato, se hará constar la fecha en que el trabajador inició la prestación de servicios; 6) El lugar o lugares en que habrá de prestarse los servicios y en que deberá habitar el trabajador, si el patrono se obliga a proporcionarle alojamiento. 7) El horario de trabajo; 8) El salario que recibirá el trabajador por sus servicios; 9) Forma, período y lugar de pago; 10) La cantidad, calidad y estado de las herramientas y materiales proporcionados por el patrono; 11) Nombre y apellido de las personas que dependan económicamente del trabajador; 12) Las demás estipulaciones en que convengan las partes; 13) Lugar y fecha de la celebración del contrato; y 14) Firma de los contratantes.

[6]http://interwp.cepal.org/cepalstat/WEB_cepalstat/Perfil_nacional_economico.asp?Pais=SLV&idioma=e

[7] Según los datos más recientes proporcionados por Organización Internacional del Trabajo, el 66% de la Población Económicamente Activa labora en el Sector Informal. (Fernández M.. (Diciembre 4, 2013). 66 % de la PEA labora en el sector informal, 2015, de LPG Sitio web: http://www.laprensagrafica.com/2013/12/04/66-de-la-pea-labora-en-el-sector-informal)

Para consultar la fuente original, véase http://www.ilo.org/ilostat/faces/help_home/data_by_country/country-details/indicator-details;jsessionid=ByIJkxnRls5mECusw-Y52XLRgqEmjhuEAM6PTObAxeKeb5KgozXI!1577167990?indicator=TRU_TTRU_SEX_AGE_NB&subject=TRU&_afrLoop=45047789922218&datasetCode=YI&collectionCode=YI&country=SLV&_adf.ctrl-state=fsa21ilg3_37#%40%3Findicator%3DTRU_TTRU_SEX_AGE_NB%26subject%3DTRU%26_afrLoop%3D45047789922218%26datasetCode%3DYI%26collectionCode%3DYI%26country%3DSLV%26_adf.ctrl-state%3D1brkdhrpfn_4

[8] Recuperado de http://www.ilo.org/global/research/lang–es/index.htm

10896969_709379992509929_7772394510062976906_n

Elaborado por: Editorial Conciencia de Clase.

Anuncios